Héroes del ascenso: Rafal Gikiewicz

Una de las claves del ascenso del Union Berlin ha sido su solidez defensiva. Este trabajo ha comenzado en la portería donde Gikiewicz ha sido un seguro de vida, siendo una pieza clave en los momentos decisivos de la temporada.

Con solo 33 goles encajados durante toda la temporada, Gikiewicz ha sido el portero menos goleados de la Bundesliga 2 a una distancia de 9 goles del Hamburgo, el segundo conjunto con una mejor defensa. Para un equipo con dificultades para perforar la meta contraria era esencial contar con una estructura sólida en la retaguardia y Gikiewicz ha respondido a las mil maravillas con actuaciones de relumbrón durante todo el año, especialmente en el playoff final.

Nacido en Polonia, llegó a la Primera División en su país en la temporada 2008/2009 de la mano del Jagiellonia Bialystok. Durante los dos años que permaneció allí no llegó a consolidarse como titular pero logró el título de Copa donde llegó a jugar varios partidos, incluida la final contra el Pogon Szczecin, dejando su portería a cero.

Tras una breve cesión al Olsztyn de su ciudad natal, Rafal acabó fichando por uno de los grandes del país, el Slask Wroclaw donde tampoco tuvo demasiada suerte y no encontró su sitio en el once. Lograron la Liga Polaca 2011/2012 pero Gikiewicz seguía esperando su oportunidad para sentirse importante en un club. Ésta llegó un par de años después cuando el Eintracht Braunschweig de la Bundesliga 2 se fijó en él y le dio toda la confianza para ser su guardameta titular.

El equipo de la Baja Sajonia acababa de bajar de la Primera División tras apenas un año en la máxima categoría y se encontraba en un período de reconstrucción que comenzó en la portería. Sus grandes actuaciones con los Leones le llevaron a la Bundesliga de la mano del Friburgo, pero volvió a encontrarse en el banquillo, una situación familiar que se repetía y que se mantuvo durante los dos siguientes años.

Entonces llegó la oferta del Union Berlín y la oportunidad de volver a demostrar sus condiciones en la Segunda División del fútbol alemán. Desde el primer minuto tuvo toda la confianza del entrenador Urs Fischer y se convirtió en un fijo de las alineaciones, hasta el punto de disputar todos los minutos de la competición.

Aparte de haber sido el portero menos goleado, siempre quedará para el recuerdo aquel gol en el descuento contra el Mannheim que supuso un punto importantísimo para lograr la tercera posición definitiva. Gikiewicz subió en un córner a la desesperada con el tiempo ya cumplido y marcó un tanto que ya forma parte de la historia del Union Berlín.

Como curiosidad, Rafal tiene un hermano gemelo llamado Lukasz, que es todo un trotamundos del fútbol. Juntos ganaron la Liga con el Slask Wroclaw, pero posteriormente cada uno tomó un camino diferente. Lukasz, delantero, ha recorrido medio mundo sin llegar a consolidarse en ningún club: Kazajstán, Chipre, Arabia Saudí o Jordania han sido algunos de sus principales destinos. Pero fue la temporada pasada en el Al Faisaly jordano donde Lukasz desputó convirtiéndose en el máximo goleador de la Liga jordana con 14 tantos.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s